A QUIEN SE LE OCURRA LEER
Empecé con este blog allá por el 2008 con el fin de pasarles apuntes y algunos materiales de estudio a mis alumnos de Física, Química, Tecnología o Matemática.
No lo usé mucho. Pero estos días, mirando que tiene tantas visitas como mi blog personal Los apuntes del oso, me decidí a incorporar información para que pueda ser útil a alguien. Uno, dos o mil, no importa.
Así es que despacito voy a ir incorporando algunos de los materiales de trabajo, reflexiones y chirimbolos varios que fui generando o afanando en mis añares como docente.

jueves, 31 de octubre de 2013

Formación complementaria: Campo de la formación específica en Educación Tecnológica



La provincia de Santa Fe implementó el Ciclo de Formación Complementaria para la Educación Tecnológica y la Educación Artística: Plástica y Música. Este ciclo se propone otorgar la competencia docente a los agentes idóneos con una formación integral pedagógica, específica y en la práctica, la cual se desarrollará lo largo del período 2013-2015.
La propuesta en la especialidad Educación Tecnológica es la siguiente:

FUNDAMENTACIÓN

La aparición de un espacio de Educación Tecnológica en la educación implica reconocer la especificidad de la tecnología como campo de conocimiento escolar ya no como un saber complementario sino como parte de la formación general en buena parte de la escolaridad obligatoria.

Los niños, desde edad temprana y en un proceso de comprensión creciente, asumen que para lograr cierto propósito es necesario proceder de alguna manera específica. Desde el básico llanto para denotar una situación desagradable o un deseo incumplido, hasta utilizar una sillita para alcanzar juguetes a cierta altura se estructuran como técnicas, mediaciones para conseguir estos logros. Muchas de estas mediaciones se aprenden por ensayo y error, otras por la enseñanza directa de quienes conforman su entorno y constituyen espacios experienciales fundamentales del crecimiento. Tradicionalmente,  suele  limitarse  la  función  de mediación  de  la  acción  a  los  artefactos. Pero  las  expresiones  más  simples  de  la  acción  mediada  prescinden  de  ellos  y  apelan solamente al uso del cuerpo y de procedimientos apropiados. Así ocurre, por ejemplo, en la danza, en numerosos  deportes y, en general, en el control de la postura y de la actividad corporal en la casi totalidad de las actividades humanas. Sin embargo, es reciente que estas mediaciones entren a formar parte del interés escolar descontando aquellos procedimientos que históricamente han formado parte de la educación formal: escritura, operatoria aritmética, dibujos geométricos, entre otros. Una educación tecnológica propone proveer a los niños de experiencias que les permitan descubrir la fuerte vinculación aquellos procedimientos cotidianos y procedimientos que introducen diferentes niveles de complejidad como, por ejemplo, desde cocinar, lavar y sostener una huerta hasta procesos de producción industrial o telecomunicaciones. 

Por otra parte, se espera que una educación tecnológica ponga a la vista de los niños el modo en que el sujeto/cuerpo y las comunidades se vinculan con la artificialidad. Desnaturalizar la vestimenta, las construcciones que los albergan, los sistemas de comunicación, el transporte, entre otros, es un paso necesario para percibirse y percibir a los otros en tanto a diferentes al y constitutivos del medio a la vez. Es crucial la participación del docente como proveedor de experiencias y como posibilitador de espacios de reflexión acerca de cómo la aparición de artefactos y sistemas en el medio modifica la vida de las comunidades.

Es entonces de interés que los niños en edad escolar experimenten con diversos materiales, con el uso de herramientas e instrumentos y con procesos de producción, control y comunicación, que los habiliten a desarrollar la comprensión de los sistemas de mediaciones que, de múltiples formas, regulan los intercambios materiales y simbólicos entre las personas y de estas con el medio natural y cultural. De allí que el interés recaiga no solo en las mediaciones sino en las actividades mismas en su condición de actividades mediadas.

Una formación específica para la formación docente de los idóneos en Educación Tecnológica tendrá en cuenta, además, las actuales redefiniciones del campo de conocimiento –en parte, esto se ve reflejado en el cambio de denominación (Educación Tecnológica en lugar de Tecnología) desde la puesta en valor de los conocimientos técnicos y marcos conceptuales que portan quienes han realizado ya un trayecto en la enseñanza del área.

El universo del conocimiento técnico es vasto como la historia misma y más allá, desde los albores de la creación de artefactos y los balbuceos iniciales del lenguaje, desarrollado vertiginosamente en un proceso sinérgico con la investigación científica en los últimos períodos, hasta las condiciones actuales en que la artificialidad se ha naturalizado a niveles insospechados. Es por ello que la enseñanza de la tecnología en la escuela no se piensa como la transmisión de un compendio de las posibilidades técnicas, ni siquiera de las más recientes, que de igual modo son inabarcables. Por el contrario, se propone posibilitar en forma creciente en los niños la comprensión de los procesos tecnológicos a través del tratamiento de los invariantes en estos procesos y de las razones que producen los cambios técnicos.

Un trayecto de formación docente para idóneos supone un conocimiento previo de las técnicas y aun de las tecnologías particulares, por lo que buena parte de los propósitos generales de una educación tecnológica encuentra en los cursantes un importante desarrollo formativo previo. En otras palabras, se presupone la apropiación de un pensamiento técnico significativo en alguna medida, lo cual no asegura una comprensión acabada de las lógicas que sustentan la artificialidad toda vez que esta comprensión no sea necesaria –y, en la mayoría de los casos no lo es- para un satisfactorio desarrollo profesional en cualquiera de las áreas técnicas. Del mismo modo, la escuela se propone enseñar un enfoque sociotécnico para los distintos niveles y modalidades como campo de posibilidades para explorar las complejas relaciones entre tecnología, cultura, sociedad y medio ambiente, los procesos de continuidades y cambio técnico, de adopción de tecnologías. Este enfoque ocupa un lugar preeminente en la enseñanza de la Educación Tecnológica y caracteriza la nota distintiva de otros enfoques posibles.

Así se espera que la Formación Complementaria permita al cursante proveerse de un sustento que entrelace sus conocimientos técnicos con las lógicas y atributos de la artificialidad y los aprendizajes que se espera construyan los niños en edad escolar.

Se propone organizar la formación en seis espacios de formación específica como sigue:

2013
Mediación Técnica I
Mediación Técnica II
2014
Anticipación y Diseño
La tecnología como proceso sociocultural
2015
Procesos y tecnologías de control
Procesos y Tecnologías de comunicación



MEDIACIÓN TÉCNICA I y II

Las técnicas son las unidades simbólico-funcionales que se ponen en juego en cada intervención sobre la materia, la energía y la información. Un enfoque sistémico sobre ellas permite pensar las operaciones desde la acción concreta e integrarlas como programas de acciones que pueden independizarse de los medios para constituir procesos tecnológicos. Por otra parte, en la medida en que se van delegando funciones en los artefactos, estos se hacen más complejos incluso al punto de memorizar los programas de acción, los que pueden concebirse como instrucciones a almacenar en los mismos. La comprensión de estos procesos, de la delegación de funciones en artefactos y la tecnificación de la producción, es fundante en la propuesta de educación tecnológica que el estado provincial impulsa en las escuelas.

Abordar la mediación técnica –técnicas, operaciones, procesos, artefactos- implica poner al cursante en situación de un proceso reflexivo acerca y desde la acción técnica cotidiana, muchas veces signada por movimientos incorporados automáticamente, hacia una comprensión de los invariantes que sustentan la lógica de los procesos tecnológicos. Es por ello que se propone la recuperación de saberes previos sistematizando las experiencias cotidianas para luego caracterizar los procesos subyacentes. La transformación de materiales, energía e información puede abordarse inicialmente desde el tratamiento de elementos que pueden llevarse al aula y posteriormente visitando un establecimiento productivo donde identificar y poner en juego las categorías teóricas involucradas. Desde la práctica específica, a modo de acercamiento a las operaciones técnicas de transformación pueden realizarse diferentes ensayos de materiales –tracción, compresión, torsión, corte, cambios de forma- diferentes a los utilizados en la tecnología específica que se enseña con el propósito de comparar materiales atendiendo a las propiedades que les permiten ser elegidos para conformar determinados artefactos. Asimismo son válidos los trabajos de exploración comparativa de motores, el análisis sistémico de máquinas y de la progresiva delegación de funciones en sistemas de medios. 


Contenidos

Mediación Técnica I

Las técnicas como programas de acción orientados a fines. Operaciones sobre los materiales, la energía y la información. El comportamiento técnico y humano y el uso de mediadores. El análisis morfológico-funcional del sistema hombre-herramienta-medio y de las actividades y tareas. Enfoque sistémico de los procesos tecnológicos. Operaciones de transformación, almacenamiento y transporte. Secuencias de operaciones técnicas. Los procesos de delegación de funciones humanas a los artefactos. Los grados de delegación y el surgimiento de las tecnologías mecánicas.


Mediación Técnica II

Los procesos tecnológicos. Estabilidad de operaciones en distintos procesos. Los procesos productivos y su tecnificación. Los procesos de aprovechamiento de energía. Estructura funcional de las máquinas. Clasificación de los motores de acuerdo con el tipo de energía que utilizan. Propiedades de los mecanismos y los motores. El análisis de procesos productivos con transformación de materiales.

ANTICIPACIÓN Y DISEÑO

Como sistemas de acciones orientadas teleológicamente, las técnicas son acciones que requieren de una anticipación: imaginar el escenario deseado y en buena medida los procedimientos para obtenerlo. Como se espera en los entornos productivos un criterio de eficiencia se apela al diseño, en general sujeto a normas que hacen comunicable esta anticipación. Entre las actividades que caracterizan la enseñanza de la tecnología se encuentran aquellas en las que se plantea a los alumnos el desafío de diseñar y construir tecnologías (herramientas,  máquinas,  estructuras,  objetos  en  general). A través de este tipo de actividades los alumnos tienen la posibilidad de aproximarse a ideas y conceptos, interactuando y experimentando con materiales concretos.

 Los productos y procesos tecnológicos son resultado de un proceso de diseño.  Por ello, es deseable que los cursantes participen de experiencias de resolución de problemas de diseño (de artefactos, de procesos, de servicios) reconociendo la necesidad de poner en juego capacidades y conocimientos disponibles (identificando variables, buscando información, representando ideas, seleccionando alternativas de solución, construyendo, ensayando, evaluando, ajustando). Distintas posibilidades de diseño y ejecución pueden formar parte de la práctica específica, en función de las posibilidades y oportunidades existentes en la escuela. A su vez, se espera que los cursantes participen en al menos una experiencia de diseño de intervención sociotécnica, el cual puede desarrollarse en equipos.



Contenidos

La resolución de problemas como orientación del pensamiento técnico. Los propósitos y la orientación teleológica de las técnicas. La comunicación de la información técnica. El proyecto como anticipación. El diseño de respuestas y sus fases: identificación y análisis del problema, búsqueda de alternativas, evaluación y selección de soluciones.  Utilización de diagramas de bloque, flujos y estados. Gestión de proyecto, cálculo de costos y tiempos. Planificación de proyectos. La documentación.



LA TECNOLOGÍA COMO PROCESO SOCIOCULTURAL

La definición de NAP de Educación Tecnológica supone un enfoque sociotécnico, una mirada de la tecnología como proceso sociocultural que toma distancia de aquellas visiones que la presentan como una racionalidad técnica que resuelve problemas desde un sitio de neutralidad y eficiencia como criterios máximos. La adopción de tecnologías para la industria, las comunicaciones, la generación y distribución de energía y otras actividades no se cierra sobre estos criterios sino que atiende a fenómenos complejos que incluyen razones políticas, económicas, preferencias culturales, regionales, disponibilidad de recursos. Los procesos de continuidad y cambio en las tecnologías, la coexistencia de diferentes tecnologías en una misma cultura.

La incorporación de un espacio que promueva la reflexión de la tecnología como práctica social se diferencia de un espacio de ciencias sociales toda vez que se centre sobre los atributos técnicos y sistémicos de las tecnologías y por la clase de saberes, de prácticas sociales y de conocimientos que son promovidos, desplazados o eliminados, en cada acto de los procesos de tecnificación. Es por ello que no se propone un enfoque cronológico histórico, sino desde la complejidad de las interacciones entre los procesos sociales, ambientales y la artificialidad. Actividades como exploraciones sobre aparición de artefactos y arqueologías de artefactos –análisis de los cambios sociales locales o regionales a partir de la aparición de artefactos, industrias o servicios-, relevamiento de cambios técnicos en transporte o sistemas productivos, análisis de decisiones acerca de la adopción de una tecnología en la localidad y otras experiencias que pongan en acción los contenidos constituirán la base de articulación con la Práctica Específica.



Contenidos

Cambio técnico. Innovación y cambio tecnológico. Tecnificación. Invariantes en sistemas productivos. Los agentes y sus mediaciones como unidades de sentido. Propiedades de la acción técnica y sus relaciones con otras manifestaciones sociales. Coexistencias de tecnologías diferentes en una sociedad o en culturas específicas. La tecnología formando redes y sistemas. La potencialidad de la tecnología y las condiciones de vida.



PROCESOS Y TECNOLOGÍAS DE CONTROL

Un importante campo de la acción técnica lo constituyen las tareas de control. Para ellas es indispensable relevar información a través del sensado de las variables intervinientes en un proceso y cuya modificación incide directamente sobre el propósito de la acción. La importancia de las tareas de control puede comprenderse, por ejemplo, a través del análisis de la carencia de ellas. Una acción técnica eficaz requiere ser controlada y una educación tecnológica debe proveer los elementos de análisis y puesta en juego de elementos de control.



Las operaciones de control son menos visibles, siempre requieren un grado de  porque participan del campo cultural de conocimientos. Sin embargo, dada la complejidad de los medios y sistemas de comunicación, estos no ofrecen la transparencia suficiente para  que todos los procesos que comportan se visibilicen. Estos procesos cobran una importancia creciente según el grado de escolaridad. Es deseable que los cursantes participen de experiencias que les permitan diseñar sistemas sencillos de control, conformados con materiales de uso cotidiano y luego accedan a instancias de análisis de la configuración de los procesos y sistemas de control, las distintas  estructuras  y  funcionamientos, y en la medida de lo posible a la implementación en un proyecto que involucre el uso de sensores e interfaces para la práctica específica..



Contenidos

La diferenciación de acciones de ejecución y control. La programación de acciones y las tareas de control de calidad. Comportamientos automáticos en procesos de transporte, transformación o almacenamiento. Tipos de control (lazo abierto o realimentación). Operaciones de sensado, temporización, control y actuación. Controladores, sensores y actuadores. Selección de instrumentos y métodos de medición. Selección de tipos de control y controladores.



PROCESOS Y TECNOLOGÍAS DE COMUNICACIÓN

Es característico de los dos últimos siglos el desarrollo de los sistemas de comunicación a distancia. Estos se fundan en procesos tecnológicos que han permanecido invariantes desde los primeros sistemas, pero cuyos medios se han ido complejizando enormemente. Desde los telégrafos ópticos a la telefonía celular y las redes globales, una serie de tareas han permanecido estables (emisión, codificación, etc.) y se pueden identificar en los distintos medios. La identificación de estos invariantes permitirá al cursante establecer analogías entre distintos sistemas de comunicación, disponer de herramientas conceptuales para evaluar las preferencias sociales y las tendencias que se aprecian en la actualidad.

Las operaciones básicas de comunicación son conocidas porque participan del campo cultural de conocimientos. Sin embargo, dada la complejidad de los medios y sistemas de comunicación, estos no ofrecen la transparencia suficiente para que todos los procesos que comportan se visibilicen. Debido a ello, se propone la enseñanza de estos procesos a los cursantes partiendo desde los fenómenos básicos de comunicación donde el marco experiencial se pone en juego –actividades de elaboración de sistemas de señales, mensajes, etc.- y, desde un enfoque de complejidad y abstracción creciente, abordar el análisis de los sistemas actuales, los que se integran y potencian conformando redes de diferente orden. Se proponen prácticas específicas de diseño y prueba de un sistema de comunicación mediado acompañado por un informe funcional basado en los contenidos desarrollados o alternativas que posibiliten al cursante la comprensión de estos procesos en el entorno del nivel en que se desempeña.



Contenidos

La comunicación mediada. Las operaciones típicas en la comunicación. Organización y control de comunicaciones. Señales de protocolo, enlaces y direccionamiento. Tareas propias de la comunicación: codificar, transmitir, retransmitir, conmutar, recibir, decodificar. Generación, transducción, amplificación de señales. La información analógica y digital. Los códigos digitales y la convergencia de modos.